Ejemplos de ejercicios de calentamiento

Ejercitarnos nos genera energía, nos relaja, fortalece nuestros músculos y por consecuencia estos se mantienen sanos a largo plazo. Maravilloso hábito que en lo absoluto debemos comenzar sin antes preparar nuestra fisionomía para cuales sean las rutinas que tengamos en mente hacer. Movimientos corporales preambulares que conocerás en los ejemplos de ejercicios de calentamiento, que te detallaremos a continuación:

Ejemplos de ejercicios de calentamiento

1) Calentamiento del cuello; es el más sencillo y divertido de hacer, simplemente debes:

  • Estar de pie tan recto y relajado puedas y hacer con tu cabeza; 10 afirmaciones, 10 negaciones y 10 movimientos circulares. Realiza 2 o 3 series en total y en igual forma una vez termines la ronda de todos ellos (afirmaciones-negaciones-círculos y repites el ciclo).

2) Calentamiento de brazos; además de preparar tus extremidades para ejercitar tu anatomía, los movimientos que harás te ayudarán a mejorar tu postura:

  • Igualmente de pie, extiende totalmente tus brazos hacia arriba de tu cabeza, enfrenta y junta tus palmas, y comienza a hacer con ambos brazos a la vez, movimientos circulares alrededor de tu cuerpo de manera que en cada paso de estos por sobre tu cabeza, tus palmas se encuentren nuevamente.
  • Realiza 4 series de 10 círculos; 2 hacia adelante y 2 hacia atrás ¿Cómo? Al momento de comenzar (cuando tus brazos están extendidos con las palmas unidas) empieza este calentamiento hacia atrás de tu cabeza y al terminar ese primer ciclo, el segundo comiénzalo hacia delante de tu cabeza, de tal forma obtendrás una activación global de los músculos que conforman estas extremidades.

3) Calentamiento de piernas y glúteos; la siguiente actividad física prepará de tu anatomía para ejercitar, las partes ya mencionadas a la par de, tus rodillas, tus tobillos y tus pantorrillas:

  • Ponte de pie frente a una escalera (si no tienes cerca, un escalón cualquiera, e incluso improvisado por ti, es igualmente útil) comienza a subirlo y bajarlo sin prisa ni calma tan recta tu anatomía puedas orientar y en cuanto a tus brazos, dejales extendidos natural y relajados.
  • Realiza un total de 50 subidas y bajadas alternándolas entre sí.

Estos prácticos ejemplos de ejercicios de calentamiento son totalmente básicos, con ellos tu cuerpo, si bien estará listo para realizar diversidad de actividades deportivas y afines en cuanto a requerimiento global de energía y disposición de los músculos para soportar/cargar variedad de objetos se refiere. Si la dimensión de tal carga o propósito es extrema, debes preparar tu cuerpo minuciosa y extensivamente.